Instrucciones sobre el nazareato

1
El Señor se dirigió a Moisés y le dijo:
2
— Di a los israelitas: Si alguien, hombre o mujer, hace voto solemne de nazareo, consagrándose al Señor,
3
deberá abstenerse de vino y de cualquier otra bebida embriagadora;
no beberá vinagre hecho de vino o de otra bebida embriagadora;
tampoco beberá zumo de uva ni comerá uvas frescas ni secas.
4
Durante el período de su nazareato no comerá nada de lo que se obtiene de la vid, ni los granos de la uva ni el hollejo.
5
Mientras dure su voto de nazareato no pasará navaja sobre su cabeza;
hasta que se cumpla el tiempo de su consagración al Señor, será algo sagrado y dejará crecer su cabello sin cortarlo.
6
Mientras dure su voto de nazareato en honor del Señor, no se acercará a ninguna persona muerta.
7
Ni siquiera por su padre o su madre o su hermano o su hermana, en caso de que mueran, podrá contaminarse;
porque tiene la consagración de Dios sobre su cabeza.
8
Todo el tiempo de su nazareato será una persona consagrada al Señor.
9
Si una persona muere de repente cerca del nazareo, contaminará su cabello consagrado, por lo que deberá afeitar su cabeza el día de su purificación, es decir el día séptimo,
10
y el octavo día traerá dos tórtolas o dos palominos al sacerdote, a la entrada de la Tienda del encuentro.
11
El sacerdote ofrecerá uno como ofrenda de purificación y el otro en holocausto;
así hará expiación en favor del nazareo por el pecado en que incurrió al estar cerca del muerto.
Ese mismo día consagrará nuevamente su cabeza,
12
comenzará un nuevo período de nazareato dedicado al Señor y traerá un cordero de un año en ofrenda de reparación.
El período previo quedará anulado por cuanto su nazareato fue contaminado.
13
Este es el ritual para el nazareo: el día que se cumpla el período de su nazareato será conducido a la entrada de la Tienda del encuentro.
14
Como ofrenda al Señor presentará un cordero de un año sin defecto alguno en holocausto, una cordera de un año sin defecto alguno como ofrenda de purificación y un carnero sin defecto alguno en sacrificio de comunión.
15
Llevará también un canastillo de panes sin levadura hechos de flor de harina amasada con aceite, junto con tortas sin levadura untadas con aceite, además de la ofrenda de cereal y las correspondientes libaciones.
16
El sacerdote lo presentará todo ante el Señor y hará la ofrenda de purificación y el holocausto.
17
Ofrecerá el carnero en sacrificio de comunión al Señor, junto con el canastillo de los panes sin levadura y la ofrenda de cereal acompañada de las correspondientes libaciones.
18
Entonces el nazareo afeitará su cabeza consagrada a la entrada de la Tienda del encuentro, tomará los cabellos de su cabeza consagrada y los pondrá sobre el fuego que arde debajo del sacrificio de comunión.
19
Después el sacerdote tomará la espaldilla ya cocida del carnero, junto con un pan y una torta sin levadura del canastillo, y lo pondrá todo en las manos del nazareo una vez que este haya afeitado su cabeza consagrada.
20
El sacerdote realizará el rito de la elevación en presencia del Señor, y todo le pertenecerá como ofrenda sagrada, además del pecho sometido al rito de la elevación y de la espaldilla reservada.
Después de esto el nazareo podrá beber vino.
21
Así reza la ley para el que hace voto de nazareato.
Pero si, además de las obligaciones de su nazareato, añade otra ofrenda al Señor, según le permitan sus recursos, deberá cumplir lo prometido de acuerdo con la ley del nazareato.


La bendición sacerdotal

22
El Señor se dirigió a Moisés y le dijo:
23
— Di a Aarón y a sus hijos: Así bendeciréis a los israelitas:
24
¡Que el Señor te bendiga y te proteja!
25
¡Que el Señor te mire con benevolencia
y tenga misericordia de ti!
26
¡Que el Señor te mire favorablemente
y te colme de paz!
27
Invocarán así mi nombre sobre los israelitas y yo los bendeciré.