Plena confianza en el Señor
(1a) Del maestro de coro.
De David.


1
(1b) Yo busco mi refugio en el Señor.
Es por demás que me digan:
«Huye a los montes, como las aves.
2
Fíjate en los malvados:
ponen la flecha en la cuerda,
tensan el arco
y, desde un lugar escondido,
disparan contra los hombres honrados.
3
Y cuando las bases mismas se vienen abajo,
¿qué puede hacer el hombre honrado
4
El Señor está en su santo templo.
El Señor tiene su trono en el cielo,
y con ojos bien abiertos
vigila atentamente a los hombres.
5
El Señor vigila a justos y a malvados,
y odia con toda su alma
a los que aman la violencia.
6
El Señor hará llover sobre los malos
brasas, fuego y azufre,
y traerá un viento que todo lo quemará.
¡El Señor les dará su merecido!
7
El Señor es justo
y ama lo que es justo;
¡por eso lo verán cara a cara los sinceros!