Sarai y Agar

1
Y Sarai, mujer de Abram, no le había dado a luz hijo alguno;
y tenía ella una sierva egipcia que se llamaba Agar.
2
Entonces Sarai dijo a Abram: He aquí que el Señor me ha impedido tener hijos.
Llégate, te ruego, a mi sierva;
quizá por medio de ella yo tenga hijos.
Y Abram escuchó la voz de Sarai.
3
Y al cabo de diez años de habitar Abram en la tierra de Canaán, Sarai, mujer de Abram, tomó a su sierva Agar la egipcia, y se la dio a su marido Abram por mujer.
4
Y él se llegó a Agar, y ella concibió;
y cuando ella vio que había concebido, miraba con desprecio a su señora.
5
Y Sarai dijo a Abram: Recaiga sobre ti mi agravio.
Yo entregué a mi sierva en tus brazos;
pero cuando ella vio que había concebido, me miró con desprecio.
Juzgue el Señor entre tú y yo.
6
Pero Abram dijo a Sarai: Mira, tu sierva está bajo tu poder;
haz con ella lo que mejor te parezca.
Y Sarai la trató muy mal y ella huyó de su presencia.


Nacimiento de Ismael

7
Y el ángel del Señor la encontró junto a una fuente de agua en el desierto, junto a la fuente en el camino de Shur,
8
y le dijo: Agar, sierva de Sarai, ¿de dónde has venido y a dónde vas? Y ella le respondió: Huyo de la presencia de mi señora Sarai.
9
Y el ángel del Señor le dijo: Vuelve a tu señora y sométete a su autoridad.
10
El ángel del Señor añadió: Multiplicaré de tal manera tu descendencia que no se podrá contar por su multitud.
11
El ángel del Señor le dijo además:
He aquí, has concebido
y darás a luz un hijo;
y le llamarás Ismael,
porque el Señor ha oído tu aflicción.
12
Y él será hombre indómito como asno montés;
su mano será contra todos,
y la mano de todos contra él,
y habitará al oriente de todos sus hermanos.
13
Y Agar llamó el nombre del Señor que le había hablado: Tú eres un Dios que ve;
porque dijo: ¿Estoy todavía con vida después de verle?
14
Por eso se llamó a aquel pozo Beer-lajai-roi;
he aquí, está entre Cades y Bered.
15
Y Agar le dio a luz un hijo a Abram;
y Abram le puso el nombre de Ismael al hijo que Agar le había dado.
16
Y Abram tenía ochenta y seis años cuando Agar le dio a luz a Ismael.