Invasión de Nabucodonosor

1
Durante el reinado de Joacim, Nabucodonosor, rey de Babilonia, atacó a Judá y la sometió durante tres años, pero luego Joacim se rebeló contra Nabucodonosor.
2
Entonces el SEÑOR mandó grupos de babilonios, arameos, moabitas y amonitas para luchar contra Joacim y destruir Judá.
Ocurrió tal como el SEÑOR había dicho por medio de sus siervos los profetas.
3
Todo esto le sucedió a Judá por orden del SEÑOR, porque los quería quitar de su presencia debido a todos los pecados que había cometido Manasés.
4
Él mató a mucha gente inocente y llenó a Jerusalén con su sangre.
El SEÑOR no quiso perdonar estos pecados.
5
El resto de los hechos de Joacim está escrito en Las crónicas de los reyes de Judá.
6
Joacim murió y fue sepultado junto con sus antepasados.
Su hijo Joaquín reinó en su lugar.
7
El rey de Egipto no salió más de su país porque el rey de Babilonia capturó todo el territorio que antes estaba bajo su dominio, desde el río de Egipto hasta el río Éufrates.


Destierro de Joaquín a Babilonia

8
Joaquín tenía dieciocho años cuando comenzó a reinar, y gobernó por tres meses en Jerusalén.
El nombre de su mamá era Nejustá hija de Elnatán, de Jerusalén.
9
Joaquín hizo lo que no le agradaba al SEÑOR, tal como había hecho su papá.
10
Por aquel tiempo, las tropas de Nabucodonosor, rey de Babilonia, llegaron a Jerusalén y la rodearon.
11
Cuando ya la tenían sitiada, el rey Nabucodonosor de Babilonia llegó a la ciudad.
12
Joaquín, rey de Judá, salió para entregarse al rey de Babilonia.
La mamá de Joaquín, sus oficiales, los líderes, y los oficiales también lo acompañaban.
Entonces el rey de Babilonia capturó a Joaquín en el octavo año del reinado de Nabucodonosor.
13
Nabucodonosor tomó de Jerusalén todos los tesoros del templo del SEÑOR y todos los tesoros del rey.
Nabucodonosor, tal como el SEÑOR lo había dicho, hizo pedazos los artículos de oro que Salomón, rey de Israel, había puesto en el templo del SEÑOR.
14
Nabucodonosor capturó a toda la gente de Jerusalén, a los líderes y otra gente importante.
En total se llevó diez mil prisioneros.
No dejó a nadie en el país, a excepción de la gente pobre.
15
De Jerusalén, Nabucodonosor se llevó prisioneros a Babilonia a Joaquín, su mamá, a sus esposas, a sus oficiales y a la gente más importante del país.
16
También se llevó prisioneros a siete mil soldados y a mil artesanos y herreros, todos ellos con formación militar.
Se los llevó a todos prisioneros a Babilonia.


Sedequías, rey de Judá

17
El rey de Babilonia nombró rey a Matanías, tío de Joaquín, en lugar de Joaquín, y le cambió el nombre por el de Sedequías.
18
Tenía veintiún años cuando comenzó a reinar, y gobernó once años en Jerusalén.
Su mamá se llamaba Jamutal hija de Jeremías, y era de Libná.
19
Sedequías hizo lo que no le agradaba al SEÑOR y anduvo en los mismos malos pasos que Joacim.
20
Por eso el SEÑOR se enojó con Jerusalén y con Judá, y los echó de su presencia.


Fin del reinado de Sedequías

Sedequías se rebeló contra el rey de Babilonia.