Ofrendas de cereal

1
»Cuando alguien traiga una ofrenda de cereal al SEÑOR, tendrá que ser de harina de la más alta calidad, en la que echará aceite e incienso.
2
Luego la llevará a los hijos de Aarón, los sacerdotes.
Un sacerdote tomará un puñado de harina con aceite y todo el incienso, como representación de toda la ofrenda, y lo quemará en el altar.
Es una ofrenda que se quema de olor agradable al SEÑOR.
3
El resto será para Aarón y sus hijos.
Es una parte muy sagrada de las ofrendas que se queman al SEÑOR.
4
»Cuando presentes una ofrenda de cereal horneada, tiene que ser de harina de la más alta calidad, que sean tortas de harina sin levadura mezcladas con aceite o galletas sin levadura rociadas con aceite.
5
Si presentas una ofrenda de cereal cocinada en un sartén, tiene que ser de harina de la más alta calidad, cocinada con aceite y sin levadura.
6
Pártela en pedazos y rocíale aceite, pues es una ofrenda de cereal.
7
Si tu ofrenda de cereal es cocinada en una cacerola, tiene que ser de harina de la más alta calidad, rociada con aceite.
8
»Traerás al SEÑOR la ofrenda de cereal preparada con esos ingredientes, se la entregarás al sacerdote y él la colocará en el altar.
9
Luego el sacerdote tomará una parte de la ofrenda de cereal, en representación de toda la ofrenda, y la quemará en el altar como ofrenda quemada, de olor agradable al SEÑOR.
10
El resto de la ofrenda de cereal será para Aarón y sus hijos.
Es una parte muy sagrada de las ofrendas que se queman al SEÑOR.
11
»No ofrecerán al SEÑOR nada que tenga levadura, ni quemarán levadura ni miel como ofrendas que se queman al SEÑOR.
12
Pueden traerlas al SEÑOR como ofrendas de la primera cosecha pero no ofrecerlas en el altar como olor agradable.
13
Además echarás sal a todas las ofrendas de cereal que traigas.
No permitas que la sal del pacto de Dios falte en ninguna ofrenda de cereal.
Todas tus ofrendas tendrán que tener sal.
14
»Cuando le lleves al SEÑOR una ofrenda de la primera cosecha, le llevarás espigas frescas tostadas al fuego y machacadas.
Esa será tu ofrenda de cereal de la primera cosecha,
15
y echarás aceite e incienso sobre la ofrenda de cereal.
16
El sacerdote quemará parte del cereal machacado, el aceite y todo el incienso.
Es una ofrenda que se quema al SEÑOR.