El Señor es mi pastor
Salmo de David.


1
El Señor es mi pastor;
nada me falta.
2
En campos de verdes pastos me hace descansar;
me lleva a arroyos de aguas tranquilas.
3
Me infunde nuevas fuerzas
y me guía por el camino correcto,
para hacer honor a su nombre.
4
Aunque deba yo pasar por el valle más sombrío,
no temo sufrir daño alguno, porqueestás conmigo;
con tu vara de pastor me infundes nuevo aliento.
5
Me preparas un banquete
a la vista de mis adversarios;
derramas perfume sobre mi cabeza
y me colmas de bendiciones.
6
Sé que tu bondad y tu misericordia
me acompañarán todos los días de mi vida,
y que en tu casa, oh Señor, viviré por largos días.