Dios es el rey
SALMO 93 (92)


1
Dios mío,
eres nuestro rey.
Has mostrado tu majestad,
tu grandeza y tu poder.
Has afirmado el mundo,
y jamás se moverá.
2
Desde el principio eres rey;
siempre has existido.
3
Dios mío,
se revuelven los ríos,
se levantan las olas,
¡se agitan los mares!
4
Pero tú, en el cielo,
te muestras más poderoso
que el rugido de los mares;
¡más poderoso que las olas del mar!
5
Dios mío,
tus leyes tienen valor permanente.
Tu presencia da a tu templo
una belleza sin igual.